21/9/09

La persuasión no es un mero ejercicio intelectual

Inteligencia Cognitiva: Comunicación Oral y Escrita

Como persuadir es hacer aparecer en el espíritu de otra u otras personas los sentimientos e ideas que nosotros desearíamos que tuviesen, debemos tener siempre presente que nuestras acciones no provienen solamente de razones abstractas, pautas culturales, etc.

Provienen fundamentalmente de nuestros deseos, intereses y emociones.

Escribió Zig Ziglar:

“Si pudiese describir en una sola frase el arte de la persuasión, esa frase sería la siguiente, y sé que estaría en lo cierto: la persuasión es convertir a las personas, no a nuestra manera de pensar, sino a nuestra manera de sentir y de creer".

LA GENTE HACE COSAS POR MOTIVOS EMOCIONALES. Por lo tanto, persuadir es INFLUIR TAMBIEN SOBRE LAS ACTITUDES EMOCIONALES DE LOS DEMÁS.

La persuasión no consiste solamente en descubrir el perfil emocional de una persona. Hay que buscar las emociones insatisfechas y darles una salida. Escuchar qué les preocupa y arrimar soluciones.

La persuasión, en cierto sentido, es también una tarea que consiste en crear, en los demás, un deseo.

El célebre Dale Carnegie lo expresó con una regla de oro:

‘Mañana querrá usted persuadir a alguien de que haga algo. Antes de hablar, haga una pausa y pregúntese: "¿Cómo puedo lograr que QUIERA hacerlo?"

Abel Cortese

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada