1/9/09

La pasión es un excelente persuasor

Ha dicho el célebre escritor La Rochefoucauld:

‘LAS PASIONES SON LOS ÚNICOS ORADORES QUE CONVENCEN SIEMPRE. SON COMO UN ARTE DE LA NATURALEZA EN QUE LAS REGLAS FUESEN INFALIBLES ; Y EL HOMBRE MÁS SENCILLO PERSUADE MEJOR QUE EL MÁS ELOCUENTE, SI
AQUÉL ESTÁ ENTUSIASMADO Y ÉSTE NO LO ESTÁ’.

Un ejemplo: Digamos ‘dos millones de libros’ rápidamente y con talante trivial, de modo que parezca una cantidad pequeña.

Digamos ahora ‘doscientos libros’.

Digámoslo lentamente, digámoslo con emoción; digámoslo como si estuviéramos terriblemente asombrados de la enormidad del número.

¿No es verdad que hemos logrado hacer de dos millones una cantidad más pequeña que doscientos?

Abel Cortese

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada